MAKE A RESERVATION

CENTRAL DE RESERVAS: 0800 345 7678

Cúpulas
“Las guardianas del cielo” se hallan esparcidas por distintas zonas de la ciudad. Pero hay un punto de encuentro al que denominamos “el lugar mágico”. Es la esquina de Córdoba y Corrientes, en donde se alzan las cúpulas del edificio de la Agrícola con una construcción de forma octogonal y con influencia del Renacimiento italiano y la cúpula de la Inmobiliaria, un templete construido íntegramente sobre el último departamento de la ochava. En diálogo con ellas, se levanta la soberbia construcción de la Bolsa de Comercio, de estilo academicista francés con su gran cúpula ornamentada con figuras alegóricas a la agricultura y a la ganadería. Desde allí se divisan otros edificios importantes, tales como el Palacio Minetti que exhibe en su parte superior dos esculturas de mujeres de gran porte, comúnmente conocidas como “las mellizas” como así también, una puerta de bronce con figuras femeninas de gran belleza.

Sobre la calle Córdoba y en dirección al Monumento a la Bandera, encontramos la enorme cúpula post-academicista de la tradicional tienda La Favorita, hoy Falabella. En la base de la misma puede leerse su nombre y por debajo, se ven dos figuras que representan un ángel y una coqueta mujer que lo contempla. A pocos metros, se halla el señorial edificio del Jockey Club de estilo academicista francés y elaborada simetría. Su cúpula adquiere vuelo por su dimensión y los modillones invertidos que la distinguen. Ya en el corazón histórico de la urbe, nos sorprende el remate del primer edificio de seis pisos que tuvo la ciudad: la Bola de Nieve. La cúpula es una gran esfera de material sostenida por un templete de columnas que se destaca y contrasta con los modernos edificios que la circundan.

Frente a la plaza histórica 25 de Mayo una gran construcción atrapa la vista: la monumental Iglesia Catedral de estilo academicista italiano, con dos torres, crucero y una cúpula mayor de doce metros, visible tanto desde la ciudad como desde el río Paraná. Y cerca del emblemático Monumento a la Bandera encontramos una bella cúpula adornada con guirnaldas de flores que corona el Concejo Municipal, también conocido como Palacio Vasallo en honor del médico que donó esa mansión a la ciudad. En la vecindad, dos hoteles exhiben sendas cúpulas. El primero es el clásico Hotel Savoy, de gran prestigio en el pasado y el otro es el Hotel Majestic. Su cúpula rivaliza en tamaño y belleza con las mayores de la ciudad y remata el punto más alto de la bajada en que está situada.

Palacios
En razón de su original arquitectura y cúpulas singulares mencionaremos a dos de ellos: El Palacio Fuentes y el Palacio Cabanellas.

El primero es un edificio ecléctico, notable por la variedad de recursos, la nobleza de los materiales empleados y la profusa ornamentación que lo torna inconfundible. De estilo Renacentista italiano, este gran palacio con varios pisos y subsuelo, honra el nombre de su fundador, Juan Fuentes. Entre los muchos rasgos característicos se destacan su cúpula y su aguja. Un reloj de gran tamaño, con sonido idéntico al Big Ben de Londres, se halla en la base de su remate. Por encima, se encuentra una empinada torre con columnas y un faro. Culminando esta torre encontramos una aguja, la más alta de la ciudad, que llega a medir sesenta y cinco metros sobre el nivel de la vereda.

El Palacio Cabanellas es dueño de un estilo modernista español y su influencia gaudista se evidencia en los balcones, los herrajes y la gran cúpula que lo remata. Para la original cúpula mirador se usó hierro forjado y cobre y la misma se halla recubierta de pequeñas piezas de vidrios de colores que le otorgan gran luminosidad.

Quedan aún por señalar muchos otros edificios con notables cúpulas, torres y remates como el grandioso Club Español, el Teatro El Círculo, la ex Federación Agraria (hoy Sala Lavarden), el edificio de Transatlántica, la estación de ómnibus Mariano Moreno, la Torre del Ferrocarril y otros como el Palacio Fracassi, Villa Hortensia, etc.

css.php